En su primera misa del año celebrada en Casa Santa Martha, este 8 de enero el papa Francisco oró por las víctimas del atentado en París del día anterior y recordó que el amor, es el único camino para conocer a Dios.