Si eliges “el camino del dinero”, advirtió el Papa esta mañana, “al final serás un corrupto”. El dinero, continuó, “tiene esta seducción de hacerte resbalar lentamente en tu propia perdición”. Francisco hizo notar que “Jesús es muy enérgico” sobre este argumento. A continuación, nuestro resumen en video: