El amor “no es un sentimiento superficial” o “palabras” es “una actitud fundamental del corazón”, que se manifiesta en acciones concretas, dijo el Papa Francisco en el Regina Coeli de este 6 de mayo, en la Plaza de San Pedro. Se trata de amar al otro “no por palabras sino por hechos”. Bajo los aplausos de la multitud de unas 40,000 personas, llamó a “proteger a los ancianos como un tesoro precioso y con amor, incluso si crean problemas económicos y molestias … proporcionar toda la asistencia posible a los  enfermos, incluso en la última etapa” y a acoger a los “niños por nacer” porque “la vida siempre debe protegerse y ser amada desde la concepción hasta su declive natural”.